Todo sobre la colestasis en el embarazo | Más Abrazos by Huggies

Colestasis del embarazo: ¿Qué es? Síntomas, causas y factores de riesgo

Más abarazos Huggies Más Abrazos // Miércoles 20 Mayo, 2020 // #embarazo, #salud, #bebe, #cuidados

A lo largo del embarazo, es fundamental que estés bien informada sobre distintos temas que pueden tener impacto tanto en tu bienestar como en el del bebé. 

En este artículo, vamos a abordar sobre la colestasis del embarazo, una condición hepática que puede presentarse durante la gestación y que requiere atención y cuidado especial. ¡Seguí leyendo para saber más!

¿Qué es la colestasis en el embarazo?

La colestasis gestacional es una alteración hepática que ocurre cuando la secreción de bilis se inhibe durante el embarazo, haciendo que las toxinas se acumulen en el hígado. 

Esta condición se presenta únicamente durante el embarazo o en un período cercano a este, y tiende a desaparecer después del parto. Aunque algunos de los síntomas de la colestasis pueden confundirse con señales normales del embarazo, es esencial identificarla a tiempo y tomar medidas para proteger la salud tanto de la madre como del nene.

¿Cuáles son los síntomas de la colestasis del embarazo?

Esta condición se caracteriza por presentarse en una mayoría de mujeres previamente sanas, donde un 80% de ellas empiezan a tener síntomas, después de la semana 30 de embarazo, estos pueden incluir: 

  • Picazón inexplicable en todo el cuerpo: Esta picazón puede ser más intensa en las palmas de las manos y en las plantas de los pies, especialmente durante las noches.
  • Alteraciones en el apetito: Es posible que tus hábitos para comer cambien.
  • Pérdida de peso: Algunas mujeres pueden experimentar una disminución de peso sin causa aparente.
  • Trastornos del sueño: La colestasis puede afectar cómo dormís.
  • Fatiga y náuseas: Podés sentirte agotada y tener náuseas.

Es importante que, si sentís estos síntomas con mayor intensidad, finalizando el segundo trimestre o iniciando el tercero, consultes a tu médico para comprobar tus niveles de ácidos biliares y descartar o confirmar si tenés colestasis del embarazo.

mujer embarazada acariciando su panza

¿Cuáles son las causas de colestasis en el embarazo?

Se sabe que esta patología no tiene una causa única, si no, por el contrario, algunas de las causas de colestasis en el embarazo más comunes:

  • Antecedentes personales o familiares: Si has tenido problemas hepáticos o colestasis en embarazos anteriores, es posible que tengas un mayor riesgo de padecer esta afección.
  • Factores intrínsecos: La susceptibilidad genética, los cambios hormonales propios del embarazo y el sistema inmunológico pueden desempeñar un papel en la colestasis.
  • Factores ambientales: Se ha observado una correlación entre la colestasis del embarazo y dietas bajas en selenio. Es importante asegurarse de incluir alimentos ricos en selenio en tu dieta. Asimismo, mantener niveles adecuados de vitamina D también es relevante.
  • Embarazo múltiple: Si esperas más de un bebé, el riesgo de padecer esta condición puede aumentar.
  • Ubicación geográfica: La colestasis gestacional puede variar según la ubicación geográfica y el origen étnico. En Argentina, es fundamental estar alerta y consciente sobre esta afección.

 ¿Qué consecuencias tiene la colestasis del embarazo?

Consecuencias para tu bebé:

Las altas concentraciones de ácidos biliares en la madre se han asociado con diversas consecuencias en el bebé, principalmente:

  • Nacimiento prematuro: La colestasis puede aumentar el riesgo de un parto prematuro, lo que puede requerir cuidados especiales para el bebé.
  • Problemas hepáticos y cardíacos: El bebé podría enfrentar dificultades en el desarrollo de su hígado y corazón, lo que, en casos graves, podría llegar a ocasionar la muerte fetal.

De acuerdo con tu historia y evaluación médica, es posible que tu médico te recomiende inducir el parto alrededor de la semana 37 para encontrar un equilibrio entre el desarrollo óptimo de tu bebé en el útero y el riesgo potencial que la colestasis podría representar.

mujer embarazada frotando su panza

Si tengo colestasis, ¿puedo tener parto normal?

Si te confirmaron que tenés colestasis del embarazo, es posible que el médico recomiende un parto inducido alrededor de la semana 37 para evitar complicaciones y garantizar la salud del bebé. El tipo de parto que se considere va a depender de cómo te vea el médico y de cómo esté tu situación en particular. Lo más importante es seguir las recomendaciones del médico para elegir la opción que sea mejor tanto para vos como para tu bebé.

Consecuencias para la mamá

Aunque no existe una consecuencia directa para la salud de la madre, es importante tener en cuenta que la colestasis gestacional aumenta el riesgo de padecer otras enfermedades hepáticas, tales como hepatitis C, colangitis y cirrosis. Asimismo, si planeas futuros embarazos, el riesgo de recurrencia de la colestasis varía entre el 45% y el 90%.

Tratamiento y Pronóstico

Es crucial destacar que, con un diagnóstico oportuno y el tratamiento adecuado, la colestasis del embarazo tiene generalmente un buen pronóstico. Existen múltiples fármacos que se utilizan con éxito en el tratamiento de esta enfermedad. 

Además, las decisiones que toma el médico, como cuándo es mejor tener el parto, también pueden ayudar a minimizar las posibles consecuencias tanto para vos como para el bebé.

Por eso, lo que no podés olvidar es hacerte chequeos seguidos durante todo el embarazo para tener la seguridad de que todo está bajo control. Es la mejor manera de asegurarte de que las cosas vayan bien. ¡Mantenete atenta y cuidate mucho!

Tips para cuidarse de la colestasis

  • Cumplí con el tratamiento médico: Si te han confirmado que tenés colestasis, seguí todas las indicaciones y pautas proporcionadas por tu médico. 
  • Lleva una dieta adecuada: Consultá con un nutricionista para armar una dieta que le venga bien a tu situación. Es posible que tengas que evitar ciertos alimentos que puedan empeorar la colestasis.
  • Evita medicamentos y suplementos innecesarios: Antes de tomar cualquier medicamento o suplemento, incluso los que se venden sin receta, consultá siempre con el médico.
  • Hidratación y cuidado de la piel: Si te pica la piel por la colestasis, es normal. Tomá bastante agua para mantener hidratado el cuerpo y usá cremas o lociones para calmar la picazón en la piel. ¡Cuidate bien!

Conclusión

En resumen, la colestasis del embarazo es una afección hepática que puede afectar a las mujeres durante la gestación, manifestándose generalmente después de la semana 30.

Tenés que estar muy atenta a cualquier señal de alerta y no dudar en contactar al médico si ves cualquiera de los síntomas mencionados. 

Encontrar un diagnóstico y empezar un tratamiento temprano es la clave para asegurar un embarazo sano y sin complicaciones. Si tenés dudas, consultá al médico para recibir la atención necesaria. 

Preguntas Frecuentes

¿Cómo empieza la colestasis en el embarazo?

La colestasis del embarazo suele manifestarse generalmente después de la semana 30 de gestación. 

¿Qué examen se hace para saber si tengo colestasis en el embarazo?

Para confirmar si tenés colestasis del embarazo, se realiza un análisis de sangre para medir los niveles de ácidos biliares. 

¿Dónde duele la colestasis?

La colestasis gestacional no suele causar dolor abdominal como síntoma principal. Los síntomas más comunes son picazón intensa en el cuerpo, especialmente en manos y pies, además de otros síntomas generales como alteraciones en el apetito, fatiga y náuseas. Si llegás a sentir dolores abdominales u otras señales que te preocupen, lo mejor es hablar con el médico para que te haga una evaluación adecuada


Referencias:

Arriaga-López, A; Antonio-Rosales, L; Martínez-Rodríguez, N. et al. 2021. Colestasis intrahepática del embarazo: Un reto más para la obstetricia. Revista de la Facultad de Medicina de la UNAM. 64(3): 20-36.

Ibargürngoitia-Ochoa, F; García-Romero, C.S; Sepúlveda-Rivera, C.M. et al. 2021. Desenlaces perinatales, en un centro de tercer nivel de México de pacientes con colestasis intrahepática del embarazo. Ginecol Obstet Mex. 89(10): 760-769.

Toro, L.G; Correa, E.M; Calle, L.F. et al. 2019. Liver diseases and pregnancy. Rev Colomb Gastroenterol. 34(4): 381-393. 

Vanterpool-Héctor, M; Avalos-García, R; Corrales-Alonso, S. et al. 2020. Comportamiento de las hepatopatías en el embarazo valoradas por gastroenterología. Revista Médica Electrónica. 42(3).
 

Natalia  Albán Aldrioli

Medica pediátra

Asesoría en lactancia materna / Diplomado en nutrición infantil